Con la adopción de la IA el PIB mundial podría crecer hasta un 14% en 2030, llegando a US$16,5 trillones.